Deducciones para Arrendamiento

En este régimen se puede deducir lo siguiente:

  • El impuesto predial pagado en el ejercicio.
  • Las contribuciones locales de mejoras, de planificación o de cooperación para obras públicas.
  • El impuesto local pagado 
  • Los gastos de consumo de agua y de mantenimiento que no impliquen adiciones o mejoras al bien, pagados por el contribuyente.
  • Los intereses reales pagados por préstamos utilizados para la compra, construcción o mejoras de los bienes inmuebles 
  • El pago de salarios, comisiones y honorarios pagados, así como los impuestos, cuotas o contribuciones que se apliquen.
  • Las primas de seguros que amparen los bienes.
  • Las inversiones en construcciones, incluyendo adiciones y mejoras.

 

O bien pueden optar por  deducir el 35% de los ingresos percibidos por esta actividad, en substitución de las deducciones mencionadas a excepción  del impuesto predial 

Deduc_PF_4.png